ÚLTIMAS NOVEDADES

  • Un compromiso detrás de cada envío

    CDS / Acciones RSE con nuestros clientes y colaboradores

    image

    09 / 2019
    En Cruz del Sur apostamos a la educación como columna vertebral del desarrollo de una persona y su comunidad. Y sabemos que ser parte de una Logística también significa ensamblar destinos y valores: la solidaridad y la empatía. Hace 6 décadas colaboramos en distintas causas, buscando fortalecer tanto el rol de un operador logístico como el papel de nuestros colaboradores y la comunidad en el impulso de este tipo de iniciativas.


    Reconocer el impacto y conjugar nuestro trabajo con un papel crítico cerca de las comunidades en las que estamos insertos es parte de nuestra gestión.


    Por ello, sabemos que los logros alcanzados nos identifican como una empresa no sólo a la vanguardia en servicios, sino también en responsabilidad social corporativa (RSE).


    En esta oportunidad, acompañamos a la escuela La Esperanza en la provincia de Santiago del Estero con distintas donaciones de material (alimento no perecederos, útiles, indumentaria, calzado) y colaborando con el transporte desde Buenos Aires hasta donde está ubicada la institución. Además, nuestro cliente Pfizer facilitó la donación del freezer que requería el comedor del establecimiento. Por otro lado, la escuela San José de Morón fue la destinada para escoltar los distintos aportes a través de los estudiantes que fueron a misionar en la región.
    No solo participamos enlazando ambas casas de estudios sino también a partir del material que requería y el traslado.


    "Fueron jornadas muy satisfactorias y emotivas ya que, La Esperanza, es una escuela que luego de 25 años volvía a tener luz. Colaborar en este tipo de acciones es fundamental para seguir afianzando no solo vínculos sino los valores que nos distinguen como empresa: compromiso, dedicación, trabajo, solidaridad. Creemos que el fortalecimiento de las escuelas permitirá promover la igualdad de oportunidades educativas y que, una mejor educación, se refleja en una mejor sociedad", sostuvo Mariela Menghini, directora de CDS.


    ¡Seguimos promoviendo y sumando este tipo de acciones que también integran nuestro crecimiento!


  • Recertificación RINA para Logística

    CDS/ Gestión de Procesos

    image

    09 / 2019
    El día 20/08 recibimos la auditoria anual a nuestro Sistema de Gestión de la Calidad, correspondiente al mantenimiento de la Norma ISO 9001/ 2015 por el ente Certificador RINA, cumplimentado y aprobando los requisitos vigentes de dicha norma.


    De esta manera, una vez más, alcanzamos el objetivo de cumplimiento de los requerimientos de la norma con resultados satisfactorios. En esta oportunidad, además, se extendió el alcance de la certificación al proceso operativo que se está desarrollando en la nave Logística L5, donde también se auditaron los procesos operativos logísticos de la nave Logística L1.


    “El resultado general de la auditoria fue muy bueno: Sin No Conformidades y con 5 recomendaciones de mejoras. Esto permite a Cruz del Sur mantener la certificación iniciada en el año 2006, con trece años de labor ininterrumpida, siendo esta la cuarta recertificación realizada. Gracias a todos las personas que día a día hacen que el sistema de calidad se fortalezca y aporte a las herramientas necesarias, para tener estándares de calidad de excelencia que nos permitan crecer como organización”, confirma Luis Cisilino, Jefe de Aseguramiento de la Calidad.


    ¡Felicitamos a todos los colaboradores involucrados!


  • Los costos y la logística

    CDS / Actualidad

    image

    09 / 2019
    La suba de costos y la baja de volúmenes operados plantean una ecuación compleja para la actualidad del sector logístico. Tanto las grandes empresas como las Pymes del sector se ven afectadas, tal como lo refleja la presente entrevista a Mauricio Ronchietto, director de Operaciones de CDS.


    ¿Cómo describiría el impacto de las subas de los costos logísticos en las operaciones de la empresa?

    En lo que va del ejercicio, el impacto de los aumentos ha sido dramático, en especial el segundo semestre de 2018 y primer trimestre de este año, llegando incluso a abril. Por dar un ejemplo uno de los principales insumos, como es el combustible, aumentó su precio en más de un 80% tal como lo releva CEDOL en sus informes. La devaluación, en muy poco tiempo se trasladó a los precios de todos los insumos como la energía, las etiquetas, etc.


    ¿Es posible absorber o morigerar su impacto sumando eficiencia u optimizando las operaciones?

    Sí, es posible, pero no es posible hacerlo en un 100 %. Una parte de puede absorber con inversión tecnológica, mejora de procesos e incluso negociación con proveedores. En nuestro caso, por ejemplo, ya había un sistema de telemetría que habíamos comenzado a implementar para optimizar el uso de combustible. Lo cierto es que dichas mejoras no se hacen de un día al otro y, en nuestro caso, lo pudimos aprovechar porque lo habíamos comenzado a implementar antes de la devaluación.


    ¿Cómo influye esta situación en la relación con los clientes?

    Siendo que veníamos de más de una década de inflación, el ejercicio de la negociación ya lo teníamos como parte de la cadena de suministros de nuestros clientes, por lo que las relaciones no se terminaron de desgastar luego de la devaluación. Sin embargo la realidad es que ese ejercicio tenía una frecuencia realativamente larga, pero luego del pico de inflación pasó a ser más seguido, hasta llegar a ser mensual y eso sí generó algunos conflictos en las relaciones proveedor - cliente. Pero lo más complicado no es solo eso sino el hecho de que pasamos a hablar solo del precio y dejamos de lado temas más importantes como mejoras en el servicio, nuevos negocios, etc.


    ¿Cuál es su visión sobre los efectos de esta coyuntura en el sector logístico y de transporte?

    Para las empresas que no estaban previamente diversificadas, el panorama es muy negro, porque cayó el trabajo de algunos sectores puntuales y quienes trabajan solo en ellos la crisis y disminución de la actividad les pega de lleno en los resultados y sustentabilidad de sus negocios. En el caso de Cruz del Sur, gracias a la variedad de servicios que ofrecemos, si bien no está siendo un año brillante, podemos decir que tenemos un nivel de actividad que nos permite ser sustentables en el tiempo. Por suerte contamos con un abanico de servicios integrados –almacenamiento, distribución, minería, energía, etc.- que nos permite equilibrar la caída de un sector con el crecimiento de otros.
    En cuanto a las expectativas, si el contexto macro se mantiene en el tiempo, más allá de los temas políticos que dominan la agenda de los próximos meses, nosotros podremos seguir creciendo. Lógicamente, si cambia el contexto macro, es difícil vaticinar cómo se desenvolverá el negocio. Lo positivo, en nuestro caso, es que al estar diversificados, si en un futuro crece de vuelta el consumo masivo (u otro sector de la economía), también podremos acompañar y crecer en ese rubro.



    ¿Desea comentar algo más?

    Volviendo a un tema anterior, me gustaría agregar que todos los esquemas inflacionarios a la larga tensan las relaciones y evitan que se hable de los temas de fondo con nuestros clientes, o sea los niveles de servicio, cómo generarnos valor, cómo acompañar sus negocios, etc. Si se controla la inflación, nuestro país tiene mucho para crecer en el sector logístico, integrándonos a modelos multimodales y otros avances.




    Mauricio Ronchietto, director de Operaciones de Cruz del Sur.

    Publicado en: Enfasis Logística